PARTICIPAR ACTUANDO, 3, 2, 1,....¡Acción! Lo que se llevan las personas...

December 14, 2018

 

Acaba de empezar la quinta edición de la tan esperada (por mí, por lo menos) formación PARTICIPAR ACTUANDO 2018-2019, la formación en Teatro para la Transformación personal y colectiva de La Hoja Blanca.  Dieciocho personas se encontraron durante los sábados y domingo 15 y 16 de diciembre en la sala La Metáfora, a través del cuerpo, social e intimo, recuperando capacidades de expresión y agudizando la consciencia, interna y externa, creando metáforas, reflexionando, sentipensando, denunciando opresiones propias y ajenas, desde la solidaridad y la ética del Teatro de las Personas Oprimidas, desde la estética, la poesía, desde la autoobservación y la observación de lxs demás.  

 

Se trató de patriarcado, evidentemente, de gordura, de deshumanización y juicios sobre el cuerpo-los cuerpos, en general, de la falta de reconocimiento del trabajo de las mujeres, sobre todo en medio rural, de la desigualdad de oportunidades para las mujeres, de espacios de ocio seguros y libres de violencia, del acoso callejero, de la cultura de la violación. Compartimos sobre el abuso sexual infantil, nuestros privilegios de mujeres blancas no racializadas, el colonialismo cultural y de la explotación, el cambio climático. Visibilizamos la educación como herramienta emancipadora y liberadora. También apareció el binomio tiempo/dinero, la soledad y el olvido de la 3ª edad, la familia, y obviamente las migraciones, las personas migrantes, inmigrantes y refugiadxs. Las desigualdades sociales en Colombia, traídas por una participante originaria de esas tierras lejanas, y el estigma sobre la locura también estuvieron presentes.


Después del intenso fin de semana de consciencia y expresión corporal y tras compartir opresiones sentidas y vividas, lxs participantes volvieron al mundo, a la calle, al trabajo, al entorno, allí donde todo ocurre, allí donde todo empieza, llevándose...

 

-- Muchas cosas... Me llevo la satisfacción de venir venido y por haberme expuesto. El tema de exponerme. 

-- Recursos y muy buenos momentos.

-- Me llevo que he conocido más mis propias opresiones y como soy yo ejerciendo de opresora.

-- Una mayor consciencia de los aspectos de mi vida que también vivo de manera oprimida y de los cuales antes no era consciente. 

-- Me llevo recursos y herramientas.

-- Yo me llevo la soltura respecto a mis propios juicios y me gusta eso.

-- Me llevo el descubrir como me cuesta reconocerme tanto como opresora como oprimida, en cualquiera de esos dos lugares. Me llevo el aprendizaje que tengo que indagar en esto, en este sentido. 

-- Me llevo un cosa que has dicho que el proceso es muy importante ante el resultado. Me llevo este aprendizaje.

-- Yo me llevo como el volver a mí, porque siento que yo ando en el mundo hablando y como trabajando desde la emoción, tratando de recuperar la emoción, la creatividad, como reconectándonos con la vulnerabilidad, desracionalizando proceso y demás y me parece absolutamente necesario, pero siempre me olvido de mí, me olvido de todo eso que intento construir en diferentes espacios y entonces eso conecta al reto de, me cuesta mucho permitirme como habitar mi vulnerabilidad. Por más de que me expongo de una u otra manera, no muestro lo que más mueve, sino muestro más mi contexto y no sé que.

-- Y también como reto, tengo que asumirlo, me cuesta mucho reconocer las opresiones de un contexto que concibo como opresor y me ha costado mucho eso acá, pero me parece muy necesario reconocerlo. 

-- Me llevo mucho, un poco de todo lo que han compartido las otras personas, cómo es un mismo proceso a un nivel humano.

-- Me llevo sentirme y compartir y crear a partir de ahí. 

-- Me llevo el tiempo y espacio para mí, para hacer cosas diferentes, sobretodo lo colectivo que tiene olvidado. 

-- Fui capaz de construir desde lo íntimo con personas que no conoce de nada. Y no estoy acostumbrada a ello. 

-- Me llevo una mayor conciencia de mi corporalidad.

-- Me llevo herramientas para el cuerpo, buenos momentos, autocuidado.
-- El encuentro, la unión del grupo. Reflejos de sí misma.

-- La necesidad de transformarnos personalmente para poder transformar las cosas.

-- Dejar la cabeza a un lado y ser sincera conmigo misma y con el resto: mostrarse una misma sin tapujos. 

 

También hay cositas que han costado... Han sido laboriosas o difíciles... De todo, algo se aprende...

 

-- Me ha costado quitarme el mecanismo de protección de la razón.

-- Me costó conectar, siento bloqueo, necesito conectar con la gente, mucho más.

-- Me costó perder el miedo inicial a trabajar abiertamente con un grupo grande.

-- Me ha costado sacar la voz.

-- A mi también, la voz...

-- Me ha costado mucho expresarme corporalmente porque es una cosa que no estoy acostumbrada a hacer y también porque me provoca mucha frustración porque tengo un cuerpo real y un cuerpo ideal. Y muchas veces me provoca este sentimiento de querer pero luego me siento muy atrapada en mi mismo cuerpo y no puedo alcanzar lo que me gustaría.

-- Me ha costado soltarme, expresarme. Por juicio interno. Por el miedo a que me juzguen, que para nada, pero son monstruos que una sabe que está y que no tienen lógica pero están allí. 

-- Me ha costado como quizás traspasar, que el grupo lo siento ahí pero hay un momento en que no me permite.

-- Me costaron algunas dinámicas, no sentía lo que estaba expresando, no estaba cómoda con aquello que tenía que hacer. Y no es por el juicio, sino es decir, es que o desde esto, o desde aquí, o desde este ahora o desde esta yo, no. Hay algo que me cuesta conmigo misma. 

-- Lo que más me ha costado, ha sido soltarme, en comparación con otros momentos en lo que siento que estoy ,más liberada para soltarme.

-- Lo que me cuesta es expresar mis ideas. me gusta más escuchar a los demás que expresar mis ideas. Y eso, que me cuesta mucho expresar mis ideas.

-- Me ha costado lidiar con mis monstruitos, que esconden lo bonito...

-- Me ha costado pasar del observar al actuar en este colectivo, mojarme.

-- Me ha costado mostrar mis vulnerabilidades y no lo he hecho.

 

Y, lo que nos hace caminar, lo que me hace caminar, son las preguntas que se lleva cada participante a casa... a la calle... al curro... a la uni... al bloque... a la familia... a las amistades y al entorno... 

 

-- ¿Cómo aplicar lo que he aprendido este fin de semana con un grupo con mis propias opresiones? Tendría ganas de hacerlo... Así que ¿cómo podría generar este grupo?

-- ¿Dónde está la frontera? ¿El límite? Muchas veces me parece que hemos puesto el sistema como culpable, como la única gente que es el responsable de una determinada condición, pero también hay muchos agentes a parte del mismo sistema? Entonces no sé dónde está el límite. ¿Dónde está el límite? ¿Es el sistema? ¿Soy yo? ¿Soy yo porque formo parte del sistema? ¿Son los demás porque forman parte del sistema? ¿O es otro sistema?

-- ¿Cómo hacer que todo esto se quede en el discurso, sino aplicar todo eso realmente?

-- ¿Somos capaces cada una de nosotras, con nosotras mismas, de reconocer lxs opresorxs que llevamos a dentro? ¿Somos capaces de mirarles a la cara?

-- ¿Cómo utilizar todo esto para construir en positivo en mi misma y como herramienta hacia el exterior? 

-- ¿Esta convivencia juntas y este tiempo que vamos a pasar trabajando y descubriendo, van a hacer que me repiense mis privilegios y si me van a ayudar a soportar las opresiones porque intuyo que no van a dejar de estar?

-- ¿Cómo se puede seguir construyendo estos procesos donde este paralela la construcción propia y la construcción en colectivo? Y tenía otra pregunta pero la olvido.

-- ¿Cómo, de qué formar me oprimo yo a mi misma? Me doy cuenta que estamos mirando para fuera, en la opresiones, y cómo los demás nos oprimen pero a mi misma, que me estoy oprimiendo? Me gustaría ponerle solución a eso...

-- Si no hay yo, si todo este problema viene de un conflicto de identidad, que no hay Ego, sino que la humanidad se forma en un proceso colectivo, según como están las cosas, el tiempo y la acumulación, compaginando el tiempo que nos lleva, la lentitud del proceso, lento a nivel de especie, ¿cómo hacemos, qué hacemos, cómo sincronizamos de una forma global, esta necesidad de acción instantánea con nuestro ritmo natural y el tiempo que lleva a nivel colectivo pasar por muchas cosas? 

-- ¿Desde dónde caminamos si no hay lugar estático?

-- ¿Para qué estoy aquí? ¿Por qué estoy aquí?

-- ¿Qué es realmente la opresión, por dentro y por fuera?

-- Tengo muchas preguntas teóricas y metodológicas? ¿De dónde viene? ¿Es moralista? ¿Cuál es la posición política?
-- ¿Es posible luchar o no contra una injusticia si a ti no te atraviesa? ¿Dar consejos, decirle cómo actuar a un colectivo que sufre una opresión que no estamos sufriendo? 

-- ¿Dónde está los límites entre lo colectivo y lo íntimo?

-- ¿Cómo voy a gestionar que había venido con un objetivo muy claro, algo colectivo, que creo que hay muchas personas que han venido con un objetivo como más personal. Yo no venía a arreglarme yo... ¿no? (risa) Venía a utilizar esta herramienta colectiva, ¿no? Y entonces me llevo ¿Cómo gestiono yo hoy esto, todo lo que me ha tocado ahí a dentro?

 

Con todas esas preguntas, solo puedo sentirme feliz y satisfecha puesto que la "Curinga no es quien posee respuestas, es quien formula preguntas que generan respuestas y que provocan nuevas preguntas" (Barbara Santos). Tan feliz que surgió el deseo de dialogar con ellas... Así que cada semana, intentaré responder y volver a generar preguntas a partir de las preguntas de lxs estudiando que no paran de enseñarme... ¡Que bonito es mi curro!

 

 

Stéphanie Mouton

Please reload

¡Muy interesante!

Arrancando motores

September 9, 2020

1/4
Please reload

Últimas noticias

September 9, 2020

February 17, 2020

January 20, 2020

Please reload

Archivos
Please reload

Búsqueda temática
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Google+ Basic Square